Lunes, Diciembre 30, 2019
Mundo

Gobierno de España expulsa a tres diplomáticos boliviano en reciprocidad a la acción de Bolivia

TIERRA NOTICIAS. Tras la determinación de la presidenta de Bolivia, Jeanine Áñez, de declarar "personas no gratas al cónsul y el Encargado de negocios español, el gobierno de ese, "en reciprocidad", ha expulsado hoy (30.12.2019) a tres diplomáticos bolivianos.

"En reciprocidad al gesto hostil del Gobierno interino de Bolivia de declarar como persona no grata a dos diplomáticos españoles, España ha decidido, a su vez, declarar persona non grata a tres miembros del personal diplomático y consular boliviano acreditado en nuestro país y darles un plazo de 72 horas para abandonar España" asevera el comunicado del Gobierno español.

Los funcionarios bolivianos obligados a retornar al país son: el encargado de negocios, Luis Quispe Condori,el agregado militar, Marcelo Vargas Barral y el agregado policial Osro Fernando Oblitas Siles.

Más temprano en el Palacio Quemado en la ciudad de La Paz, la presidenta Jeanine Áñez anunciaba la radical determinación de su Gobierno de expulsar a los diplomáticos españoles y los agentes de seguridad que protagonizaron un incidente en las inmediaciones de la residencia de la Embajadora de México.

La medida asumida por el Gobierno boliviano afecta a la encargada de negocios de España en Bolivia, Cristina Borreguero; al cónsul de España en Bolivia, Álvaro Fernández; y al grupo de los agentes del Grupo Especial de Operaciones (GEO) que protagonizaron incidente encapuchados y armados el viernes pasado.

La determinación de Áñez también incluye a la embajadora mexicana, María Teresa Mercado, respondiendo de esta forma al conflicto diplomático abierto por el gobierno de Andrés Manuel López Obrador y su "diligente" canciller, Marcelo Ebrard.

Antecedentes de la crisis diplomática

El pasado viernes 27 de diciembre, el Ministerio de Relaciones Exteriores de Bolivia denunció la presencia de encapuchados de la misión diplomática de España, que intentaron ingresar a la Embajada de México en La Paz. 

Según la canciller boliviana, Karen Longaric, durante la mañana de ese día, varias personas identificadas como funcionarios de la Embajada de España en Bolivia, acompañadas por encapuchados, "intentaron ingresar de forma subrepticia y clandestina" a la residencia diplomática de México en La Paz.

El hecho de que súbditos extranjeros, como agentes españoles, actuaran con las caras cubiertas y portando armas en espacio público fue considerado por el Gobierno de Bolivia como una agresión contra la soberanía del país andino amazónico. 

Por su parte, España argumentó que la visita realizada por su encargada de negocios a la sede diplomática mexicana "era exclusivamente de cortesía", y negó las acusaciones de Bolivia.

El viernes, el Ministerio de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación de España informó que abrirá una investigación para determinar qué fue lo que ocurrió. 

La misma jornada, en horas de la mañana, María Teresa Mercado dio otra versión de los hechos. Desde su cuenta de Twitter, denunció que la policía boliviana había detenido el automóvil con placas diplomáticas donde viajaba la encargada de negocios y cónsul de España en Bolivia.

Sin embargo Mercado, casi inmediatamente, cambio de versión tras haber borrados sus mensajes en la red social de Twitter. Lo que da a entender que la diplomática mexicana estaba confundida y no sabía lo que había ocurrido en las afueras de su residencia. 

GPA/ja

Mundo

Evo Morales se trasladó desde México a la Argentina en condición de asilado político

Evo Morales está en la Argentina, vivirá en el país como refugiado político