Martes, Marzo 16, 2021
Política

Comunicado de la Cancillería: Almagro no tiene la autoridad moral ni ética para referirse a Bolivia

Fuente: Foto ilustrativa

TIERRA NOTICIAS. La Cancillería de Bolivia considera que el secretario General de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, “no tiene la autoridad moral ni ética” para intervenir en los procesos judiciales promovidos por el partido de gobierno, el Movimiento al Socialismo (MAS), en contra de la ex presidenta Jeanine Áñez y dos de sus exministros de Estado.

“El Sr. Almagro no tiene la autoridad moral ni ética para referirse a Bolivia, después del daño profundo que le hizo al pueblo boliviano con su injerencia colonialista durante el proceso electoral del 2019. Sus acciones costaron vidas humanas y debe rendir cuentas por su comportamiento parcializado y alejado de la objetividad, que ha desprestigiado a tan importante instancia para los países de nuestra América (sic)”, señal el comunicado de la Cancillería.

En la víspera la OEA aseveró en comunicado que “el sistema judicial boliviano no está en condiciones de brindar las mínimas garantías de juicio justo, de imparcialidad y de debido proceso, debido a problemas de estructura y en particular de su integración”, tras los encarcelamientos de Áñez y los ex ministros Álvaro Coimbra y Rodrigo Guzmán.

La Cancillería señala que Almagro se pronunció “utilizando el discurso sobre derechos humanos para favorecer a los intereses particulares y políticos que representa”, sin tomar en cuenta la defensa de víctimas de “gravísimas violaciones de derechos humanos” en lo que consideran un abuso de poder “para perseguir, torturar y asesinar a quienes tienen y tenían como enemigos políticos”.

Considera también que el comunicado de la OEA denota “injerencia e intromisión” en los asuntos del país por observaciones en cuanto a su manejo. “En ese sentido, el comunicado de Luis Almagro, como sus acciones en el pasado, está dirigido nuevamente a polarizar nuestro país en base a mentiras, pretendiendo reavivar el camino de la violencia y la confrontación entre bolivianos”, acusa el Ministerio de Relaciones Exteriores.

Pide que el Secretario General de la OEA se ocupe de las “consecuencias” de su misión de observación en las elecciones de 2019 cuando emitió un “informe manipulado” y "sin pruebas de un presunto fraude”.

“El Ministerio de Relaciones Exteriores del Estado Plurinacional de Bolivia repudia las opiniones con las que Luis Almagro pretende dañar a un gobierno democráticamente elegido, cuando en su momento evitó pronunciarse sobre las violaciones de derechos humanos durante el gobierno de facto de Jeanine Áñez, aplicando un doble racero que intenta favorecer intereses de determinados grupos políticos”, añade la Cancillería.

Antecedente

Según Comunicado de prensa de fecha 4 de diciembre del 2019 de la OEA, el Secretario General, Luis Almagro, aseguró que “el informe final de auditoría representa la seriedad del trabajo de la Organización. Fue un proceso evolutivo que comenzó hace muchos meses, y en cada paso del cual la Organización ha cumplido su tarea con responsabilidad, afinidad a sus valores y principios, y apego a los diferentes acuerdos suscritos con el gobierno boliviano".

"El pueblo boliviano y su gobierno necesitaban certeza respecto de su proceso electoral y para ello solicitaron el apoyo de la Organización. Ni ellos ni el resto de los Estados Miembros de la OEA merecían otra respuesta que el excepcional y profesional trabajo de la misión de auditoría reflejado en este informe”, justificó.

El informe comprueba que la manipulación dolosa de los comicios se produjo en dos planos. En primer lugar, la auditoría detectó alteraciones de las actas y la falsificación de las firmas de jurados de mesas. En segundo plano, se constató que en el procesamiento de los resultados se redireccionó el flujo de datos a dos servidores ocultos y no controlados por personal del Tribunal Supremo Electoral (TSE), lo que posibilitaba la manipulación de datos y la suplantación de actas.

A ello se suman irregularidades graves, tales como la falta de resguardo de las actas y la pérdida de material sensible. El informe detalla además un significativo número de errores e indicios.

Los hallazgos de la auditoría revelan, asimismo, la parcialidad de la autoridad electoral. Los vocales del TSE, quienes debían velar por la legalidad e integridad del proceso, permitieron que se desviara el flujo de información hacia servidores externos, destruyendo toda confianza en el proceso electoral.

La conclusión del informe es que “las manipulaciones e irregularidades señaladas no permiten tener certeza sobre el margen de victoria del candidato Evo Morales sobre el candidato Carlos Mesa. Por el contrario, a partir de la abrumadora evidencia encontrada, lo que sí es posible afirmar es que ha habido una serie de operaciones dolosas encaminadas a alterar la voluntad expresada en las urnas”.

El informe tiene 96 páginas de análisis y más de 500 páginas de anexos. Los anexos contienen centenares de documentos que respaldan y acreditan los hallazgos de la auditoría, y sustentan el análisis y las conclusiones del informe, entre ellos: pericias caligráficas a más de 220 actas de escrutinio; documentos suscritos por funcionarios del órgano electoral; referencia a 37 listas índice de ciudadanos habilitados para votar (el equipo de auditoría tiene copia de las listas completas, pero no las publicará por contener información personal de ciudadanos bolivianos); registro de la recepción de las más de 200 denuncias y comunicaciones con información recibida de parte de la ciudadanía; 11 solicitudes de requerimiento de información.

El informe final de auditoría presentado hoy responde a una solicitud del Gobierno del Estado Plurinacional de Bolivia, plasmado en un acuerdo firmado por ambos el 30 de octubre para realizar ”un análisis de integridad electoral de las elecciones”.

El trabajo fue realizado entre el 1 y el 9 de noviembre por un equipo de 36 especialistas y auditores de 18 nacionalidades entre ellos: abogados electorales, estadísticos, peritos informáticos, especialistas en documentos, en caligrafía, en cadena de custodia y en organización electoral.

Así concluyó el Comunicado de prensa de la OEA.

GPA/rc

TIERRA INTERACTIVA
¿Cuál es la solución a la crisis en Venezuela?
81.7%
7.4%
7.0%
3.9%
Total votos: 230